Vergüenza

Cuando Cristina da lecciones al mundo sobre cómo “hemos erradicado el hambre y disminuido la pobreza por debajo del 5%” —además de ser una mentira a la vista de todo el que quiera ver—, está violentando a hombres y mujeres argentinos que viven hoy bajo la línea de pobreza real. Y no indigna tanto, a esta altura, la manipulación de las cifras reales, cuanto sí el cinismo con el que humilla a sus conciudadanos más carenciados. Fuera el 5% o el 30% es un escándalo que millones de personas persistan en la miseria, pero más escandaloso aún es que la presidente de la Nación ni siquiera detenga su mirada en ellos, quienes sufren en el mundo real; más, que los niegue sistemáticamente. Me avergüenza como argentino que Cristina Fernández de Kirchner diera lecciones sobre cómo nos volvimos un país de primer mundo y no tuviera la dignidad de mencionar siquiera la deuda social que, aún con los avances que existieron, falta por saldar. Me quedo pensando en cuánto más grande sería un dirigente que agradezca a la FAO por el reconocimiento, pero que dedique su discurso a enunciar qué políticas implementará para incluir a aquellos que todavía aguardan a la vera del progreso. Y que de verdad transmita compasión por el que sufre, casi como sintiendo vergüenza de recibir un premio a la seguridad alimentaria, cuando aún hay muchos que siguen esperando la justicia social, tantas veces denostada en declamaciones hipócritas. Si toda la energía que pone en hacer de sí misma una figura inmaculada, de una perfección inacabada, la pusiera en referirse a la cuenta pendiente que aún atraviesa a la Argentina profunda, no tengo dudas que estaríamos en vías de ser una sociedad más justa e igualitaria, pero no en el relato, de verdad.

Un comentario para “Vergüenza”

  1. Horacio

    Y agregaría el mayor de los cinismos de nuestra actual Presidente: que se haya erradicado el hambre en nuestro país cuando en el norte de nuestro país, desde Salta a Misiones, mueren chicos por desnutrición. Pero, claro, no se tienen estadísticas sobre pobreza y marginación para no estigmatizar a las personas, según el ministro de economía de la Nación.

Deja tu comentario

-->